El basurero

una-victima-de-la-sociedad

 

Mi casa es el mundo

pero el mundo es un lugar vacío.

 

Me escondo entre la basura

que colecciono como tesoros rotos.

 

Tesoros abandonados en algún lugar infame

que ahora guardo en estantes metálicos.

 

Ordeno la basura

por colores

formas

tamaños.

 

Como una procesión de humanos que me acompaña en silencio.

 

Solo que no me necesitan.

 

Sin embargo yo los necesito

y los observó brillar en su evanescencia.

 

La cuido como un a niño huérfano

Como a una mujer deshecha que vino a ser curada por mis brazos.

 

Ten cuidado, me digo

Cuando el sonido de mi voz

es lo único que recae en mis oídos.

 

La basura al final

es solo la certeza de lo que no conoces.

 

No se puede vivir del desecho de los otros.

 

Uno se vuelve un ser anémico

Impreciso

Fracturado en pequeñas partes

 

Pero a veces en el encuentro

Me sorprendo

 

Grandes vasijas de cerámica

trofeos

cuadros

muñecos de madera

guitarras viejas

 

Siento el triunfo del otro

Alguna vez olvidado y lejano

 

Tan cerca de mi.

 

Vuelvo a conquistar un lugar ajeno.

 

Y la sensación de infinidad

se derrite en mis manos.

 

Soy ese atleta

Ese pintor

Ese ebanista

Ese músico

 

Soy el hombre que alguna vez logró algo

y decidió tirarlo a la basura

para intentar otra cosa.

 

O para no intentarlo más.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s